Norteamérica

"Me preocupa nuestra economía, me preocupa... ¿Y si Trump gana de nuevo? ¿Y si Biden entra? Quiero decir, va a ser uno u otro y me asusta mucho porque realmente no quiero a ninguno de ellos". - Una abuela de la clase trabajadora y ex votante de Trump de los bosques del norte de Wisconsin, entrevistada en el  Daily podcast.

Los Estados Unidos es el país más rico y poderoso del planeta, con una riqueza más que suficiente para proporcionar una alta calidad de vida a todos sus habitantes . Y, sin embargo, un grado de desigualdad impactante y el veneno del racismo lo impregna todo, y de hecho son una parte integral para la continua dominación del capitalismo estadounidense. A pesar de las luchas masivas del pasado y las reformas de los últimos cuarenta años, los negros, junto con otras minorías raciales y étnicas, siguen siendo la capa más explotada y oprimida de la sociedad estadounidense. Los jóvenes negros se enfrentan al hostigamiento e intimidación de forma diaria por parte de la policía, y sufren tasas

...

La temporada de incendios de este año ha sido particularmente intensa porque las tormentas eléctricas estacionales produjeron relativamente pocas precipitaciones. Gracias al cambio climático, las sequías han empeorado continuamente, afectando radicalmente el sustrato de California y proporcionando incendios ideales. En particular, una compañía ha jugado un papel pernicioso en esto: Pacific Gas & Electric (PG&E).

La policía disparó contra otro hombre negro desarmado, esta vez en Kenosha, Wisconsin. El video del tiroteo, ahora viral, comienza con Jacob Blake caminando alrededor de su auto para abrir la puerta del lado del conductor para entrar, seguido inmediatamente por dos policías.

El movimiento #BlackLivesMatter (Las Vidas Negras Importan) muestra claramente que, a pesar de las luchas por los derechos civiles del pasado, la desigualdad y el racismo siguen prosperando en los Estados Unidos. Muchos jóvenes, en particular, buscan respuestas y una forma de resolver los problemas que enfrenta la sociedad. Como marxistas, estamos en primera línea en la lucha contra la discriminación en todas sus formas. Creemos que para tener éxito, esto debe combinarse con la lucha de la clase trabajadora unida contra el capitalismo y por el socialismo. Aprovechamos esta oportunidad para mirar hacia atrás y aprender de los éxitos y fracasos de una de las experiencias más inspiradoras

...

En las últimas semanas, los EEUU se han acercado a una convulsión revolucionaria más que en ningún otro momento. El asesinato racista de George Floyd por la policía de Minneapolis ha provocado un movimiento de enormes proporciones, desatando el descontento acumulado durante décadas, e incluso alcanzando niveles insurreccionales en muchas ciudades.

Cientos de miles marcharon en cientos de ciudades de los Estados Unidos el fin de semana del 6 y 7 de junio en las manifestaciones más grandes habidas hasta entonces desde el asesinato racista de George Floyd en Minneapolis el 25 de mayo. Mundialmente, también hubo protestas en cientos de ciudades que involucraron a cientos de miles de jóvenes y trabajadores, manifestándose contra el racismo y la violencia policial, tanto a nivel local como en solidaridad con el movimiento de masas en los Estados Unidos.

Alan Woods aborda el levantamiento en marcha en los Estados Unidos provocado por el asesinato policial de George Floyd, que se ha convertido en el catalizador de una explosión de ira de los oprimidos en los EE.UU. que ha conmovido a todo el mundo ¿Cuál es el camino a seguir?

Estados Unidos está siendo sacudido desde arriba hasta abajo por un movimiento de masas de proporciones sin precedentes. El movimiento ha sido elemental y orgánico, surgiendo con fuerza frente a la brutal represión y a los incontables asesinatos policiales. Más de 200 ciudades han declarado toques de queda y más de 20,000 guardias nacionales han sido desplegado en 28 Estados.

El asesinato policial de George Floyd, un hombre negro desarmado, esposado por cuatro policías en Minneapolis antes de morir por ahogamiento, ha desatado una ola de protestas en todo el país, que ha escapado de control en varias ciudades.

Un suceso particularmente notable fue la denominada "Operación Gridlock" en Michigan, donde se alentó a los manifestantes a concurrir con sus coches y bloquear deliberadamente el tráfico, haciendo imposible que incluso las ambulancias pudieran responder a emergencias médicas. Fotografías y videos mostraron a manifestantes ondeando banderas confederadas, insignias fascistas y otros símbolos reaccionarios. Asistieron miembros del grupo semi-fascista Proud Boys. La Coalición Conservadora de Michigan, que tiene estrechos vínculos con figuras de la campaña de Trump, ayudó a organizar la protesta.

Declaración del Comité de Redacción de Socialist Revolution – Bernie Sanders abandona la carrera de las primarias Demócratas. Es un golpe duro para millones de personas que esperaban que su campaña ofreciera un camino a seguir, una forma de luchar contra los multimillonarios que gobiernan Estados Unidos. Pero también es un punto de inflexión. Para estos millones de personas, puede ser el la gota que colma el vaso.

Luego de que les fuera negado el acceso a sus puestos de trabajo, haber sido acusados por supuesta violencia género, y recibir una solicitud de calificación de despido, los dirigentes sindicales de Fogade padecen en carne propia la política antiobrera y antisindical que el gobierno de Maduro aplica de forma despiadada, sobretodo en las instituciones públicas. Tras haber podido acceder a sus respectivos expedientes, con retardo injustificado de la Inspectoría del Trabajo para su entrega, los compañeros trabajadores William Prieto, Secretario General de Sutrabfogade y dirigente de Lucha de Clases, y William Guzmán, Delegado de Prevención, pudieron enterarse que aunado a las demandas de

...

Para los marxistas, estudiar la historia no es un ejercicio académico. Estudiamos el pasado para comprender mejor el presente y para prepararnos para las batallas de nuestra clase en el futuro. Cada nación tiene su historia y tradiciones, sus métodos y ritmos particulares de la lucha de clases—incluso los EE.UU.

Una vez más, la necesidad se ha expresado a través del accidente. Lo sucedido en Iowa revela la naturaleza podrida de la democracia capitalista estadounidense. Este pequeño Estado del Medio Oeste ha ido cobrando importancia política durante los últimos meses, durante los cuales los candidatos han invertido miles de dólares y tiempo en un esfuerzo por ganar impulso de cara a las elecciones de noviembre. Sin embargo, hemos asistido a un caso de incompetencia inimaginable, o sabotaje cínico, dependiendo de las preferencias por las teorías de la conspiración de cada cual.