Norteamérica

A finales de mayo se descubrió una fosa común con los restos de 215 niños, algunos de tan solo tres años, en los alrededores del antiguo internado indio de Kamloops, en la Columbia Británica (Canadá). El espeluznante descubrimiento, fruto de una búsqueda organizada por la Nación Originaria Tk'emlúps te Secwépemc y llevada a cabo con un georadar, confirma lo que los supervivientes y las familias de las víctimas del sistema de internados saben desde hace años: que muchos de los niños que fueron obligados a ir a esas escuelas nunca volvieron a casa.

La condena de Chauvin está muy lejos de rendir justicia a George Floyd y a todos aquellos que se enfrentan constantemente a la brutalidad policial. El hecho de que un policía individual "rinda cuentas" por sus acciones es un gesto simbólico que surge en respuesta a la enorme movilización de las masas durante las protestas del año pasado.

El intento fallido de sindicalizar a los trabajadores de Amazon en Bessemer, Alabama, es una lección sobre la necesidad de una estrategia valiente y eficaz por parte de los dirigentes sindicales estadounidenses. Incluso un gigante como Amazon no es rival para el poder de la clase trabajadora cuando se organiza de manera efectiva ¡La batalla continúa!

Miles de niños hacinados en jaulas diminutas, durmiendo hombro con hombro en el duro suelo, cubiertos solo con mantas isotérmicas, detenidos durante días. Las sombrías condiciones de los niños inmigrantes en las instalaciones fronterizas pintan un panorama familiar que muchos asocian con los “días oscuros” del gobierno de Trump. Pero ahora esto está sucediendo bajo la mirada de Biden. El creciente número de inmigrantes detenidos por agentes fronterizos estadounidenses expone la política migratoria del nuevo presidente como una continuación del largo ataque bipartidista a los derechos de los trabajadores indocumentados.

El 20 de enero, Joe Biden prestó juramento como presidente de Estados Unidos rodeado por tropas armadas, en medio de una pandemia, semanas después de que una turba de extrema derecha irrumpiera en el edificio del Capitolio. Son tiempos sin precedentes. Los capitalistas están depositando sus esperanzas en la nueva administración para sacar al capitalismo estadounidense de este período de caos y declive, al verle las orejas al lobo.

Trump ha sido bloqueado en Twitter y en una serie de otras plataformas importantes de redes sociales después de que animara a sus partidarios a asaltar el edificio del Capitolio la semana anterior. Si bien hay una ironía gratificante en esto, los marxistas deben considerar sobriamente las implicaciones del movimiento de los capitalistas de la Gran Tecnología.

2021 ha comenzado con una explosión. Si alguien tenía alguna duda, lo sucedido en el Capitolio reveló la profundidad de la crisis del capitalismo estadounidense, y esto es solo el comienzo. Ni siquiera en los turbulentos años de la Guerra Civil de EE.UU. o, posteriormente, se había visto la violación del edificio del Capitolio estadounidense por parte de manifestantes, ¡ni a un presidente en funciones alentándolo! Los protocolos de emergencia de ataques antiterroristas se activaron mientras el gas lacrimógeno se extendía por los pasillos y al menos una persona resultó muerta por disparo de bala. Como dijo el ex presidente GW Bush, estas son las escenas que uno esperaría en una

...

"Me preocupa nuestra economía, me preocupa... ¿Y si Trump gana de nuevo? ¿Y si Biden entra? Quiero decir, va a ser uno u otro y me asusta mucho porque realmente no quiero a ninguno de ellos". - Una abuela de la clase trabajadora y ex votante de Trump de los bosques del norte de Wisconsin, entrevistada en el  Daily podcast.

Los Estados Unidos es el país más rico y poderoso del planeta, con una riqueza más que suficiente para proporcionar una alta calidad de vida a todos sus habitantes . Y, sin embargo, un grado de desigualdad impactante y el veneno del racismo lo impregna todo, y de hecho son una parte integral para la continua dominación del capitalismo estadounidense. A pesar de las luchas masivas del pasado y las reformas de los últimos cuarenta años, los negros, junto con otras minorías raciales y étnicas, siguen siendo la capa más explotada y oprimida de la sociedad estadounidense. Los jóvenes negros se enfrentan al hostigamiento e intimidación de forma diaria por parte de la policía, y sufren tasas

...

La temporada de incendios de este año ha sido particularmente intensa porque las tormentas eléctricas estacionales produjeron relativamente pocas precipitaciones. Gracias al cambio climático, las sequías han empeorado continuamente, afectando radicalmente el sustrato de California y proporcionando incendios ideales. En particular, una compañía ha jugado un papel pernicioso en esto: Pacific Gas & Electric (PG&E).

La policía disparó contra otro hombre negro desarmado, esta vez en Kenosha, Wisconsin. El video del tiroteo, ahora viral, comienza con Jacob Blake caminando alrededor de su auto para abrir la puerta del lado del conductor para entrar, seguido inmediatamente por dos policías.

El movimiento #BlackLivesMatter (Las Vidas Negras Importan) muestra claramente que, a pesar de las luchas por los derechos civiles del pasado, la desigualdad y el racismo siguen prosperando en los Estados Unidos. Muchos jóvenes, en particular, buscan respuestas y una forma de resolver los problemas que enfrenta la sociedad. Como marxistas, estamos en primera línea en la lucha contra la discriminación en todas sus formas. Creemos que para tener éxito, esto debe combinarse con la lucha de la clase trabajadora unida contra el capitalismo y por el socialismo. Aprovechamos esta oportunidad para mirar hacia atrás y aprender de los éxitos y fracasos de una de las experiencias más inspiradoras

...

En las últimas semanas, los EEUU se han acercado a una convulsión revolucionaria más que en ningún otro momento. El asesinato racista de George Floyd por la policía de Minneapolis ha provocado un movimiento de enormes proporciones, desatando el descontento acumulado durante décadas, e incluso alcanzando niveles insurreccionales en muchas ciudades.

Cientos de miles marcharon en cientos de ciudades de los Estados Unidos el fin de semana del 6 y 7 de junio en las manifestaciones más grandes habidas hasta entonces desde el asesinato racista de George Floyd en Minneapolis el 25 de mayo. Mundialmente, también hubo protestas en cientos de ciudades que involucraron a cientos de miles de jóvenes y trabajadores, manifestándose contra el racismo y la violencia policial, tanto a nivel local como en solidaridad con el movimiento de masas en los Estados Unidos.

Alan Woods aborda el levantamiento en marcha en los Estados Unidos provocado por el asesinato policial de George Floyd, que se ha convertido en el catalizador de una explosión de ira de los oprimidos en los EE.UU. que ha conmovido a todo el mundo ¿Cuál es el camino a seguir?

Estados Unidos está siendo sacudido desde arriba hasta abajo por un movimiento de masas de proporciones sin precedentes. El movimiento ha sido elemental y orgánico, surgiendo con fuerza frente a la brutal represión y a los incontables asesinatos policiales. Más de 200 ciudades han declarado toques de queda y más de 20,000 guardias nacionales han sido desplegado en 28 Estados.

El asesinato policial de George Floyd, un hombre negro desarmado, esposado por cuatro policías en Minneapolis antes de morir por ahogamiento, ha desatado una ola de protestas en todo el país, que ha escapado de control en varias ciudades.